¿Por qué sufrimos?

images (29)Que pregunta!!! parecería que somos unos masoquistas que nos gusta sufrir… o que pudiéramos evitarlo… o que lo elegimos…

¿Sabias que el sufrimiento solo esta en tu mente? y como es eso? Bien… veamos…

La mente no es mía… la mente es mas allá de mi, no la poseo, ni tu tampoco.  Hablamos de mente y hablamos de algo que es abstracto, que contiene pensamientos, y que aún nos maneja.

Dicha mente tiene características naturales, entre ellas es divisiva, dual… cuando observamos alguna situación o persona, la mente busca en sus archivos una imagen que concuerde con lo que veo.  No podemos evitarlo, son estas imágenes o prejuicios que la mente nos muestra, con lo cual, lo que vemos siempre nos remitirá a la historia.

Esta imagen surge de nuestras vivencias, experiencia de vida, creencias, etc… que a su vez siempre tiene un opuesto.  Al observar algo le adjudicamos, inconsciente y automáticamente un prejuicio, que ademas tiene su opuesto.  Sino lo tuviera, como lo reconocería?  Como se que algo es “bello”, si no tengo en mi archivo algo que me muestre lo “feo”?  lo contrario…A eso lo llamamos dualidad.

Comparamos, negamos, juzgamos… esa es la mente.

Como consecuencia y habiendo dividido todas las cosas, nos sentimos amenazados por el otro, por nuestro semejante.  Creemos que es diferente a nosotros y saben que?… somos iguales porque pertenecemos todos a la misma raza y estamos manejados por la misma mente, y todos pensamos en forma dual, en la forma quizás sea diferente. Pero en el fondo…

¿Cómo escapar al sufrimiento causado por la mente? Sabiendo cual es el funcionamiento de la mente, observarla como algo externo a mi, sin juzgarla, aceptarla, decir SI a ella.  Con lo que me  es favorable para mi existencia y lo no tan favorable…

Mientras te encuentres en este plano, ella estará contigo.  Es la gran biblioteca que te da la información para poder transitar este mundo…. Si la observas y aprendes de ella, tu sufrimiento se hará mas pequeño.

Si no lo crees…  podes intentarlo, observar tu mente… y el sufrimiento mermará.

Buena semana para todos

Anuncios

¿Para qué meditar?

…para observar tus pensamientos, y entrenarte en el camino de la sabiduría.  Cuando hablo de sabio, hablo de todo aquel que aprende a vivir solo observando lo que sucede y asintiendo.  Es decir SI a cada situación que se nos presenta en lo cotidiano, y fluir con lo que viene.

Ahora dirás.. que fácil suena y que difícil es llevarlo a la práctica…

Es verdad, es difícil llevarlo a la práctica porque nuestra mente todo el tiempo nos invita a juzgar lo que sucede afuera.

Por ejemplo, salís de tu casa para tomar el colectivo que no viene y pensás “ahora voy a llegar tarde… que hago lo espero o me tomo un taxi” decidís tomar un taxi y de repente, se detiene porque la barrera esta baja. Justo al lado de tu taxi que ves que se detiene? el colectivo que estabas esperando antes… “uf… si hubiera esperado un poco mas, me hubiera tomado el colectivo que al final vino y yo estoy en un taxi en el mismo lugar que el colectivo…”, etc, etc… y asi podríamos hacer toda una historia donde nos preguntamos y contestamos, una y otra vez, con respuestas que siempre nos llevan a la insatisfacción, al sufrimiento.

Estamos atrapados en el juicio recurrente de todo lo que vemos, vivimos y sentimos.  Esa es la naturaleza de nuestra mente, y ella es la que gobierna nuestro sentir cotidiano.  No intentes escaparte desde el mismo lugar en el que te encuentras, porque la mente va a encontrar la respuesta a tu inquietud.  Estamos inmersos en un laberinto y la salida es para arriba, ahí aparece la meditación.

La meditación te invita a observar tus pensamientos, tu respiración, a conectarte con tu esencia, con vos mismo de una manera totalmente diferente.  La experiencia de meditar te lleva a un estado donde la separación desaparece y la unicidad se hace presente.

Al conectar con vos mismo, el camino de la conciencia y la paz interior se abre. Experimentas el presente, el aqui y ahora y ahi es donde comienza a modificarse tu percepción.  Quizas continúes yendo a la parada del colectivo, éste no venga, decidas tomar un taxi y en la barrera encuentres el colectivo que no tomaste.  Pero aunque eso no cambie, ya no te afectaran, porque ya sabes, que el conflicto esta fabricado por tu mente y que vos… tu esencia… es otra cosa.

Buena semana para todos…

La resolución de conflictos internos y externos, y el Coaching Ontológico

¿Por qué discutimos?, ¿por qué existen los conflictos? Yo tengo razón… tú tienes razón…Como si la razón fuera algo que tenemos que tener para estar en un estado de bienestar.  Si tenes razón a veces, perdés una relación que te interesaba mucho, sólo por no pararte a ver lo que el otro ve. A veces, un trabajo… en fin… algo que te interesa esta en juego siempre.  Ahora digo… ¿Qué ve el otro? Seguramente no es lo mismo que veo yo, sino no tendríamos conflicto… creo.

Cada vez que tenemos un conflicto con nosotros mismos o con otros, es porque hay dos o más puntos de vista que se contradicen.  Estos puntos de vista, dependen de la vida que hayamos llevado, donde nos hayamos criado, países, clubes, familiares, amigos, escuelas, etc.  Cada punto de vista al estar condicionado por estos elementos, va generar conflictos diferentes.

Ahora te preguntarás que tiene que ver esto con el Coaching Ontológico.  Mucho… ¿por qué? El coaching ontológico es una disciplina profesional de asistencia a las personas (individuales o grupales) con el fin de conseguir objetivos, sorteando los obstáculos que se presenten.

¿De  qué manera? A través de una conversación, donde vos nos comentas cual es el conflicto y el coach, te escucha buscando preguntas que saldrán de tu propio discurso, para ver cual es el punto de vista y si hay otra manera diferente de ver el suceso, de esa forma podemos desarticular el problema y dirigir las acciones hacia lo que queremos que pase.

Obtenemos resultados (tener), seguidos de alguna acción (hacer) que está relacionada con la forma de vernos y de ver las cosas (ser).  En este último dominio es donde el coaching hace tu labor, para asistir a las personas a generar un “observador” diferente, así tomar acciones diferentes y obtener el resultado que buscan.

La función del coach es la de asistir a la persona en lograr los resultados declarados por ella y el resultado del coach se ve en los resultados de esta persona. Para eso el coach utiliza el lenguaje (verbal y corporal) como base para su trabajo. El escuchar del coach es un factor determinante en la conversación y en la efectividad para los logros de la persona.

La relación y la confianza son lo más importante en cualquier sesión de coaching, que no enseña, dirige ni aconseja. Esta es la principal diferencia con otras disciplinas, donde se prioriza la transmisión de conocimiento.

Como es el trabajo del coach?… Escucha que es lo que el coachee (consultante), “dice” querer, observa cómo lleva a cabo el camino hacia el resultado y detecta lo que está faltando.  Luego diseña conversaciones para que las acciones sean consecuentes con el compromiso del coachee.  Por último, lo asiste hasta que logre los resultados deseados.

Cualquier persona u organización comprometida con lograr resultados extra-ordinarios (que salen de su espacio de posibilidades), debe ser asistida por un observador diferente -Coach- que le dé acceso a sus puntos ocultos o ciegos. Nadie escapa a sus puntos ciegos.

Si estas realizando las mismas acciones y no obtenes el resultado deseado, ¿qué vas a modificar?

Hay alguien que puede ver algo diferente que vos y asistirte a obtener los objetivos deseados.

Mamá: Potenciando el vínculo

425684_10151199941377296_331780282_nMi amigo Cesar nos envió esta meditación para sanar la relación con mami, espero les guste…

Quisiera decir algo sobre la madre: Cierren los ojos.

Miren las imágenes que ustedes tienen de vuestra madre. ¿Cuántas imágenes son? ¿Son más de cinco después de que ella se ocupó de ustedes durante veinte años? ¿Estuvo día y noche con ustedes? ¿Cuándo ustedes eran pequeños y ella no podía dormir porque estaba todo el tiempo en alerta para poder estar allí si ustedes necesitaban algo? ¿Y ahora de todo eso sólo han quedado cinco imágenes? ¿La mayoría de ellas malas, imágenes petulantes, imágenes destructivas? ¿Tal vez ustedes incluso le han deseado su muerte? ¿Qué queda de la madre? ¿Cuánta fuerza? Ahora nosotros cambiamos esas imágenes.

A veces tuvo lugar un quiebre en la infancia. Por ejemplo, si -más allá de los motivos- la madre no estaba. Tal vez porque ustedes estaban en el hospital o durante un tiempo en algún otro lugar.

Entonces ustedes tomaron la decisión: No regresaremos a ella nunca más. Todo lo que sucedió antes, los bellos y profundos recuerdos desaparecen.

Ahora volvamos al tiempo previo a ese quiebre, volvamos a los recuerdos felices, a las imágenes felices y hagamosle un lugar en nuestro interior. Nos permitimos vivir esa felicidad temprana: la sensación de protección, la seguridad, la cercanía, la intimidad.

Con estas felices imágenes en nosotros nos animamos a dar un paso hacia nuestra madre. A pesar de la rabia, a pesar de la desilusión, por sobre la anterior decisión de no regresar a ella nunca más. Nos animamos a dar ese paso, un pequeño paso y mientras lo hacemos la miramos siempre a los ojos. – Entonces juntamos todas nuestras fuerzas y damos otro pequeño paso. – Y otro paso más, muy lentamente, siempre ella frente a nuestros ojos. – Tomamos coraje para el próximo paso, hasta que caemos en sus brazos abiertos. Finalmente de vuelta en casa.-

Querida mamá…Feliz día!!!!